Redacción

Tuxtla Gutiérrez (jueves 23 de abril de 2020).- Diversas instituciones educativas particulares en Chiapas, han implementado programas de apoyo en el pago los servicios de colegiaturas, sumándose a la causa por la actual crisis generada por la pandemia del COVID-19, no así el Sistema Educativo Salazar Narváez.
Esta institución, cabe destacar que cuenta con planteles en gran parte del territorio estatal, y en todos ellos, mantiene las cuotas normales por los servicios educativos que ofrece a sus alumnos, pese a no estar brindando el servicio al 100%, ya que las clases se imparten por medios electrónicos.
Este ejercicio, evidentemente mantiene un ahorro en gastos de mantenimiento de los ploanteles, aseo, seguridad, agua potable, energía eléctrica, entre otros, lo cual no se ve reflejado en los pendientes económicos de los padres de familia, quienes deben colegiaturas al 100% de su precio.
Ante esta situación, los afectados lanzaron un llamado al gobernador Rutilio Escandón Cadenas, a través de las autoridades educativas en Chiapas, así como a la Procuraduría Federal del Consumidor, a que tomen cartas en el asunto, pues no existe viabilidad alguna para poder llegar a un acuerdo en pagos justos con la institución.
De igual manera, personal administrativo y docente de la Salazar Narváez, manifestaron su inconformidad ante la presunta falta de pago de sus salarios devengados, bajo el presunto argumento, de no contar con fondos suficientes ocasionado por la crisis de la pandemia, lo cual es contradictorio ante la situación antes expuesta en el cobro de colegiaturas.

Lee también:  Con llamado a la unidad por la educación, Rutilio Escandón inaugura ciclo escolar 2019-2020