Tapachula, Chiapas.- Con la finalidad de garantizar la seguridad de las personas privadas de su libertad y preservar su integridad, la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, a través de la Subsecretaría de Sanciones Penales y Medidas de Seguridad, realizó un cateo y cacheo sorpresa en el Centro de Reinserción Social para Sentenciados (Cerss) número tres de Tapachula, donde también se llevó a cabo la clasificación de la población penitenciaria.

En esta acción también se contó con la colaboración de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Fiscalía General del Estado, y las policías Federal, Procesal, Estatal Preventiva, Estatal Fronteriza, de Servicios, Estatal de Caminos y Turismo, y Municipal de Tapachula.

Con la presencia de observadores de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, a las 04:20 horas del viernes, se abrió la puerta principal del CERSS tres varonil, donde los elementos de las corporaciones citadas realizaron la respectiva revisión corporal, el aseguramiento de objetos prohibidos por la normatividad penitenciaria, así como la clasificación por estatus jurídico de los internos.

Es preciso mencionar que la SSyPC realiza inspecciones frecuentes a los 14 centros penitenciarios de Chiapas y los dos de menores infractores, para evitar conflictos que pongan en riesgo la paz y tranquilidad de manera interna, al tiempo de garantizar la integridad física de las personas privadas de su libertad.